Módems 3G: ¿valen la pena?

Las 3 compañías de telefonía móvil que operan en nuestro país (descontamos a una de radiollamadas), comenzaron a brindar servicios de 3G para netbooks y notebooks. Gracias a pequeños módems USB, podemos navegar por internet desde una plaza, la terraza de un edificio o cuando viajamos en taxi. Es uno de los mejores ejemplos a la hora de navegar sin cables y sin dependencia de redes Wi-Fi (que si bien hay muchas en las ciudades), es difícil de encontrarlas por fuera las zonas céntricas.

¿Cuáles son los problemas que deberemos conocer antes de comprar uno de estos dispositivos?

– En primer lugar tenemos empresas que obligan a los clientes a firmar contratos de permanencia por dos años. El módem te lo regalan (algunas llegan a cobrar hasta 199 pesos), pero 2 años es mucho tiempo. Lo mejor es consultar cual es el plazo mínimo de permanencia.

– Ni se les ocurra a usar la red 3G para P2P (eMule, Bittorrent). Todas las empresas ofrecen conexiones de hasta 2 Mbps (depende de la zona en donde se encuentren), pero limitados a transferencias de hasta 2 o 3 GB por mes. Luego de superado ese valor, tendrán una velocidad de 128 kbps (unos 8kb/s) para descargar datos.

– Compatibilidad: Si son unos locos que no usan Windows XP o Vista, lo mejor será que vayan con sus notebooks con MacOSX o Linux y comprueben su funcionamiento antes de comprar el producto. Todos funcionan en Windows, algunos en MacOSX y pocos en Linux. Por suerte, en internet se encuentran guías para la mayoría de los casos.

Existe una opción que siempre funciona, y es utilizar a los celulares 3G con tarifa plana de datos como módems. Los Nokia NSeries tienen una Suite para Windows y mediante bluetooth para MacOSX.

Los planes de datos son tan caros como en los primeros años del ADSL, pero para el año próximo o 2010, la mayoría de las notebooks se conectarán de esta forma gracias a la inclusión masiva de módems 3G internos en las mismas. A pesar de sus contras, son dispositivos muy interesantes y que pueden servir mucho a las personas de negocios que estén muchas horas fuera de la oficina.