La FlipCam que nunca filmó

Cisco es uno de los gigantes del mundo de la tecnología que en 2009 tomó la decisión de comprar PureDigital, una compañía que se especializaba en desarrollar cámaras filmadoras digitales pequeñas, con una calidad relativamente buena y pensadas para subir todo nuestro contenido a la red.

Claro, lo primero que se les ocurrió a todos fue que Cisco integraría lo que mejor contaba (toda su ingeniería dedicada a la conectividad inalámbrica) a la camarita, pero el tiempo pasó y los celulares comenzaron a ocupar ese lugar que ocupaban las FlipCam. Con el tiempo nadie querría llevar otro dispositivo para filmar por lo que Cisco terminó cerrando la división, provocando la ira de sus accionistas y el desconcierto de sus empleados que nunca terminaron de entender para qué hicieron la compra.

Pero la gente de Mashable descubrió que un día después de anunciarse el cierre, en abril pasado, estaba previsto realizarse la presentación de la FlipCam UltraLive, que es precisamente eso que Cisco demoró 2 años en realizar: una cámara que filma con una definición de 720p y conectividad Wi-Fi.

Es difícil saber si hubiese tenido éxito y si los 219 dólares (con 8 GB de memoria interna) hubiesen sido atractivos ante otras ofertas del mercado (en EE.UU se puede conseguir un buen smartphone), pero se sumará a la lista de productos que jamás vieron la luz y que se invirtieron varias miles de horas de desarrollo.

Enlace: Flip UltraLive: The Story of the Wi-Fi Video Camera That Might Have Been