29 de febrero: ¿qué día sería si no existiera el año bisiesto?

Hoy es 29 de febrero. Año bisiesto. Y como cada 4 años, agregamos un día más en nuestro calendario. Esto se hizo para corregir un error que se iba acumulando, año tras año, respecto a la órbita de la Tierra alrededor del Sol, que va sumando unas 5 horas, 48 minutos y 45 segundos cada año. Esta suma de casi seis horas anuales, hacen que sean necesarios sumar un día más al calendario para no arrastrar esa cuenta todos los años.

Sin embargo, en Los Angeles Times hicieron una buena infografía en la que tratan de explicar qué día sería hoy, si esta corrección que hacemos cada 4 años no existiera: 17 de julio de 2017. Aunque para llegar hasta ahí habría que empezar a contar desde que se estableció el calendario de Julio César, hace ya 2062 años.

En total, habría 533 días de diferencia, pero los años bisiestos han sido necesarios para mantener un orden de cara a las estaciones del año.

El papa Gregorio XIII sumó otra corrección en el calendario en los 1500s. Establece que si el año es divisible por 400, es año bisiesto. Sino, no. Es por eso que el 2000 fue año bisiesto, pero el 1900, 1800 y 1700 no lo fueron. Eso quiere decir que el 2100, dentro de 84 años, no debería ser año bisiesto (Año bisiesto es el divisible entre 4 -periodicidad de 4 años-, salvo que sea finisecular -último de cada siglo, terminado en «00»-, en cuyo caso ha de ser divisible entre 400. Esta restricción elimina como bisiestos a tres de cada cuatro años finiseculares -periodicidad de 400 años-)

Sólo espero que hayan disfrutado de este día extra que nos regaló la corrección papal del calendario.