Buen debut para la película japonesa filmada en Buenos Aires e Iguazú

Hace dos semanas se estrenó en Japón la película “Si los gatos desaparecieran de la Tierra”, una historia basada en la novela de Genki Kawamura que cuenta la historia de un joven cartero que es diagnosticado con un tumor cerebral incurable. El giro de la trama es que el diablo le ofrece un día más de vida por una cosa que decida que desaparezca de la Tierra. 

Lo curioso de la película es que si bien gran parte del rodaje fue en Japón, en un momento se traslada a la Argentina, con Buenos Aires y las Cataratas de Iguazú como escenarios principales. En uno de los últimos trailers, se pueden ver imágenes de la terminal de trenes de Retiro del Mitre, en el Cementerio de Recoleta y en la zona de Puente Pacífico sobre Av. Santa Fe y Juan B. Justo.

Las Cataratas de Iguazú forman una parte importante de la trama

Las Cataratas de Iguazú tienen un papel importante en la trama de la película

Imágenes en Av. Santa Fe y Juan B. Justo

Imágenes en Av. Santa Fe y Juan B. Justo

El rodaje se trasladó también al Cementerio de Recoleta

El rodaje se trasladó también al Cementerio de Recoleta

Según el sitio BoxOfficeMojo, la película arrancó en tercer lugar, pero logró subir al 2do puesto esta semana, recaudando 4.7 millones de dólares.

La película cuenta con la actuación del actor Takeru Sato, que muchos conocerán por la serie de películas Live Action de Rurouni Kenshin (todas ellas están en Netflix).